Álvarez recuerda que llevar una vida sana y una alimentación equilibrada es la mejor manera de prevenir las enfermedades cardiovasculares

La consejera asiste en Sevilla a la Jornada del Día del Corazón, encuentro entre pacientes y profesionales que organiza cada año el Hospital Universitario Virgen Macarena y ASPACACECopia de IMG 0098

La consejera de Salud, Marina Álvarez, ha recordado hoy que llevar una vida sana y una alimentación equilibrada es la mejor manera de prevenir las enfermedades cardiovasculares. Así, durante su participación en la Jornada del Día del Corazón que organiza cada año el Hospital Universitario Virgen Macarena y la Asociación de Pacientes Cardiacos de Sevilla (ASPACACE), ha señalado que todas las actividades que favorezcan la información y la educación sanitaria, como son estas jornadas, son fundamentales. Según Álvarez, está demostrado que el establecimiento de pautas de conductas cardiosaludables de forma continua en el tiempo resulta muy eficaz para modificar los estilos de vida y conseguir prevenir las enfermedades del corazón.

La consejera de Salud, Marina Álvarez, ha recordado hoy que llevar una vida sana y una alimentación equilibrada es la mejor manera de prevenir las enfermedades cardiovasculares. Así, durante su participación en la Jornada del Día del Corazón que organiza cada año el Hospital Universitario Virgen Macarena y la Asociación de Pacientes Cardiacos de Sevilla (ASPACACE), ha señalado que todas las actividades que favorezcan la información y la educación sanitaria, como son estas jornadas, son fundamentales.

Según Álvarez, está demostrado que el establecimiento de pautas de conductas cardiosaludables de forma continua en el tiempo resulta muy eficaz para modificar los estilos de vida y conseguir prevenir las enfermedades del corazón.Un desayuno cardiosaludable con participación de pacientes, familiares y profesionales ha protagonizado el arranque de la jornada, para llevar el mensaje de la importancia de la prevención cardiovascular con una alimentación equilibrada, como parte de una vida activa y sana.IMG 4789

Más de 300 pacientes cardiacos han asistido a este encuentro, en el que la titular de Salud ha estado acompañada por el presidente de la Asociación de Pacientes Cardiacos de Sevilla, José Aguirre; la delegada territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, Mª Ángeles Fernández; el director gerente del Hospital Virgen Macarena, Antonio Castro; y el director de la Unidad de Gestión Clínica de Cardiología y Cirugía Cardiovascular del hospital sevillano y director del Plan Integral de Cardiopatías de Andalucía, Rafael Hidalgo.

Las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte en España. Los principales factores de riesgo para esta enfermedad son el exceso de colesterol, la hipertensión arterial, la diabetes, la obesidad, el tabaquismo y el sedentarismo, entre otros. La mayoría de estos factores se pueden prevenir, tal cual ha recordado Álvarez, por lo que su control y seguimiento son fundamentales para evitar el desarrollo de daño en el corazón. El beneficio de los activos saludables “no sólo contribuyen a prevenir la enfermedad cardíaca, sino que también ayudan a la recuperación, siempre bajo la supervisión necesaria”, ha añadido. 

En esta línea, ha resaltado que a través de los Planes Locales de Salud que la Consejería desarrolla con los Ayuntamientos se impulsan líneas concretas de acción para la promoción de activos cardioprotectores en los municipios, como son la actividad física, la alimentación equilibrada, la música, el baile, la convivencia o el apoyo mutuo, entre otros.

El Ayuntamiento de Sevilla es uno de los 164 comprometidos con la salud de la población, ya que forma parte de la Red Local de Acción en Salud andaluza, que también han formalizado otros 18 consistorios de la provincia.Mayor concienciación

La máxima responsable de la sanidad pública andaluza ha insistido en la importancia de la concienciación ciudadana también a la hora de reconocer los síntomas de un infarto y ha advertido del retraso que se produce, sobre todo en el caso de las mujeres, en consultar ante los síntomas de infarto, lo que aumenta el riesgo de secuelas y de mortalidad.  “Cuando analizamos las razones que provocan este retraso, encontramos que muchas mujeres no supieron relacionar los síntomas con un infarto, o los confundieron con estados de ansiedad”, ha afirmado la consejera, quien ha añadido que además muchas mujeres argumentan que debían terminar la jornada laboral o las tareas domésticas antes de ir al médico, o que no podían desatender a personas que tienen a su cargo.

Al hilo de ello, Álvarez ha recordado la campaña informativa que ha llevado a cabo en el último año por todas las provincias andaluzas la Consejería de Salud: “Corazonadas de Vida”, dirigida especialmente a la mujer, pero también a la población general, para identificar mejor los síntomas del infarto y consultar con rapidez a los servicios sanitarios. “Es necesario que toda la sociedad sea consciente de la importancia de la detección y la actuación precoz y sepa identificar cuáles son los signos de que se está produciendo un infarto, cuando se trata de una mujer, ya que son diferentes a los de los que aparecen en los hombres; esto ayudará a ganar el tiempo necesario para poder aplicar el tratamiento más adecuado”, ha asegurado la consejera.

Del mismo modo, para agilizar la respuesta ante un infarto, también es muy importante la colaboración ciudadana, a través de la RCP telefónica, así como la disponibilidad de desfibriladores semiautomáticos en lugares públicos y el ‘Programa Corazón’.

En el último año, más de la mitad de las personas que han llamado al 061 al presenciar una parada cardiaca, han podido iniciar maniobras de reanimación cardiopulmonar básicas antes de la llegada de los equipos de emergencia, lo que ha duplicado la capacidad de respuesta de los testigos. La extensión del Código Infarto en Andalucía, con unidades de hemodinámica que realizan angioplastia primaria durante las 24 horas del día los 365 días al año en las ocho provincias andaluzas, también está permitiendo obtener mejores resultados de supervivencia.

Los tratamientos se inician mucho más ágilmente y en el lugar más adecuado, según la situación de cada paciente, lo que está contribuyendo a reducir la mortalidad.La rehabilitación cardíaca es otra línea en la que se está trabajando en Andalucía y que ha despertado el interés del Ministerio de Sanidad como modelo del desarrollo de la Estrategia Nacional de Cardiopatía Isquémica, ya que se busca acercar al domicilio de los pacientes estos programas, en colaboración con atención primaria.Álvarez ha agradecido el trabajo de todos los profesionales que permiten dar respuesta al Plan Integral de Atención a las Cardiopatías de Andalucía. “Gracias al compromiso de todos los equipos profesionales de la sanidad pública, tanto en atención primaria como en hospitales, se están logrando muy buenos resultados, integrando intervenciones de prevención primaria y secundaria, detección precoz, tratamiento y rehabilitación, así como de investigación”, ha enfatizado la responsable de la sanidad pública andaluza.

Asimismo, la consejera ha animado a la ciudadanía a continuar colaborando en la mejora de los servicios sanitarios públicos, en la concienciación ciudadana sobre la importancia de consultar a tiempo, así como en la promoción de hábitos de vida saludables.

En este contexto, Álvarez ha querido poner en valor la larga historia de colaboración existente entre la Asociación de Pacientes Cardiacos de Sevilla y Provincia (ASPACASE) y el Hospital Universitario Virgen Macarena, destacando la importancia de este encuentro “que nos permite mostrar el trabajo que realizamos, año tras año, profesionales y pacientes de forma colaborativa, para seguir avanzando”. 

En este sentido, ha considerado igual de relevante “que los pacientes conozcan los avances en cardiología y cirugía cardíaca, como que los equipos asistenciales sepan cuáles son las vivencias de los pacientes en cada momento de la enfermedad y qué dificultades pueden ser resueltas para una mejor recuperación”.

 UGC de Cardiología y Cirugía Cardiovascular del Hospital Virgen Macarena

La Unidad de Cardiología y Cirugía Cardiovascular del Hospital Universitario Virgen Macarena, integrada por más de 150 profesionales, registra cada año alrededor de 40.500 consultas, más de 2600 ingresos hospitalarios y más de 400 intervenciones quirúrgicas.

En relación a las pruebas diagnósticas, el pasado año se practicaron 15.547 ecocardiografías, 2.267 pruebas de esfuerzo cardiovascular, 3.432 cateterismos cardíacos y más de 1000 cateterismos terapéuticos. Además, anualmente se implantan en esta Unidad más de 1.513 stents, 400 marcapasos y más de 90 desfibriladores.  Es de resaltar igualmente la asistencia a 4.191 consultas de telemonitorización de arritmias y la realización de 220 ablaciones, a lo que se suman casi 400 cirugías extracorpóreas cardiaca en adulto, 310 intervenciones de varices, 20 endoprótesis aórticas, casi 60 cirugías arteriales directas y 70 fístulas para diálisis.


La UGC es además pionera desde el año 2008 en el implante transcatéter de válvulas aórticas implantándose anualmente casi 50 dispositivos, siendo centro de referencia ofertándose el acceso vascular por vía femoral, subclavia, transaórtica y transapical.En cuanto a las actividades de rehabilitación cardíaca y prevención secundaria, más de 260 pacientes han podido realizar el programa de rehabilitación cardíaca en el último año. Además, estas unidades desarrollan también un programa educativo como promoción de la salud, donde se han llegado a impartir anualmente diversos ciclos de charlas informativas dirigidos a los pacientes incluidos en el programa y a sus familiares y se han realizado iniciativas de senderismo en colaboración con las Asociaciones de Pacientes.

En la actualidad la Unidad de Rehabilitación Cardíaca ha puesto en marcha un programa de Rehabilitación Cardíaca junto con los centros de salud de ‘Ronda Histórica’, Constantina, Cazalla y La Rinconada para facilitar la accesibilidad a pacientes postinfarto, en un programa pionero en el que ha mostrado su interés el Ministerio de Sanidad.

La Unidad Intercentros de Cardiopatías Congénitas del Adulto de los hospitales Virgen Macarena y Virgen del Rocío es una unidad de referencia del Sistema Nacional de Salud en este ámbito, pudiendo recibir pacientes de todo el país. La unidad presta una atención de calidad a los pacientes que padecen estas enfermedades, abarcando desde su nacimiento, infancia y adolescencia  a la edad adulta, con la implantación de consultas de transición. Por su parte, la consulta de enfermería además realiza un control exhaustivo de los pacientes, estableciendo pautas claras de educación sanitaria y ofreciendo consejos en múltiples aspectos.

En la actualidad, la UGC de Cardiología y Cirugía Cardiovascular tiene entre sus proyectos preferentes el programa de integración con Atención Primaria con la apertura de canales de comunicación fluidos entre Cardiología y Atención Primaria para garantizar la continuidad asistencial. Junto con este programa, la potenciación de la Unidad de Insuficiencia Cardíaca con la creación de una Unidad de Día y una consulta de Cardioncología están en los proyectos prioritarios del centro. En total, el Hospital Virgen Macarena atiende a una población de referencia de más de medio millón de personas en cardiología y cerca de 1,3 millones de personas en cirugía cardiovascular.

 

buzon